Quería decirte…, pero no me atrevo

Quería decirte - mujer tapada por sábana blanca

Piensa en algo que querías decir, pero no te atreviste.

Si haces un repaso a toda tu vida, estoy segura de que se te ocurrirán mil palabras que se te quedaron por decir…

¿Cuántas cosas nos guardamos?

¿Cuántas palabras tienes escondidas en el desván?

¿Cuántas personas importantes para ti no tienen ni idea de cómo te sientes?

Por miedo, por vergüenza, porque qué se va a pensar, porque a ver si se ríe de mí, porque total ya lo sabe, porque a ver si luego es peor, porque a ver si me rechaza

Y al final no nos mostramos. Por miedo a que nos vean tal y como somos, no nos dejamos ver.

Nos puede el ego y la necesidad de gustar a los demás.

Curioso. Porque la única forma de que alguien te vea y te valore por quién eres es que SEAS TÚ.

Si no, si te callas, si te escondes, si te esfuerzas, si aparentas… entonces sólo estarán viendo tu máscara.

Igual que, con toda probabilidad, tú sólo estarás viendo la suya…

Y así es como nadie conoce a nadie…

Quiero compartir contigo un texto de Rabindranath Tagore que me gusta mucho. Sea lo que sea con lo que te conecte, espero que lo sientas en el corazón, ahí donde todo es verdad…

Quería decirte las palabras más hondas que te tengo que decir; pero no me atrevo, no vayas tú a reírte. Por eso me río de mí mismo y desahogo en bromas mi secreto. Sí, me estoy burlando de mi dolor, para que no te burles tú.

Quería decirte las palabras más verdaderas que te tengo que decir; pero no me atrevo, no vayas a no creerme. Por eso las disfrazo de mentira, y te digo lo contrario de lo que te quisiera decir. Sí, hago absurdo mi dolor, no vayas a hacerlo tú.

Quería decirte las palabras más ricas que guardo para ti; pero no me atrevo, porque no vas a pagarme con las mejores tuyas. Por eso te nombro duramente y hago alarde despiadado de osadía. Sí, te maltrato, de miedo que no comprendas mi dolor.

Quería sentarme silencioso al lado tuyo; pero no me atrevo, no se me vaya a salir el corazón por la boca. Por eso charlo y disparato y me escondo el corazón tras de mis palabras. Le pego a mi pena rudamente, no vayas a pegarle tú.

Quería irme de tu lado; pero no me atrevo, no vayas a conocer mi cobardía. Por eso llevo alta mi cabeza y paso como distraído junto a ti que con el rayo constante de tus ojos renuevas siempre mi dolor.

Rabindranath Tagore

A veces tengo la sensación de que vivimos en un baile de máscaras, cada uno sosteniendo fuerte la suya para que nadie le vea como es.

Capaces de traicionarnos a nosotros mismos con tal de encajar en la fiesta.

Cuando lo más bello que tenemos está debajo de esa máscara.

Sí, lo más bello de ti está ahí debajo de eso que te esfuerzas por aparentar.

Tu Ser, tu Esencia, tu Luz… ¿la ves?

Si la ves, verás la de los demás, incluso cuando pretenden esconderla.

Si no ves a los demás, es porque aún llevas tu máscara puesta.

Sólo cuando te quites la tuya, podrás verles a ellos como son…

Sólo cuando te quites la tuya, comprenderás que se ha terminado el baile.

¿Qué te ha inspirado este post? ¿De qué te has dado cuenta? Como siempre, me encantará que lo compartas conmigo en los comentarios aquí debajo.

Compártelo en tus redes

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

¿Quieres más consejos?

Apúntate GRATIS y recibe cada semana herramientas y recursos para tener Más Seguridad, Más Felicidad y Más Bienestar.

Acerca de Vanessa Carreño

Trabajo con mujeres que se sienten inseguras, no se valoran ni tienen confianza en sí mismas, le dan muchas vueltas a la cabeza y se preocupan mucho por lo que piensen los demás.

Con mis programas de Autoestima, Relaciones Personales y Dependencia Emocional consiguen ganar confianza en sí mismas y sentirse seguras y capaces de alcanzar sus objetivos. Aprenden a valorarse, se atreven a ser ellas mismas y empiezan a disfrutar de su vida y de sus relaciones.

¿Quieres que te ayude a ti también? Solicita una sesión de valoración gratuita conmigo rellenando este formulario.

20 comentarios

20 comentarios
  1. Mª Teresa 23/07/2020

    Yo me he callado muchas cosas en mi vida. Por temor a hacer daño hice mas daño todavia. Por temor a hacer daño me lastimé yo. Por temor a hacer daño me calle y enfermé. Y ¿¿para qué??? Para nada. Porque aquellas palabras que no dije solo me hicieron daño a mí.

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 24/07/2020

      Hola Mª Teresa,
      Sí fue para algo. Si eres consciente y has aprendido, sí fue para algo. Siempre es para algo, si queremos que lo sea… Mira hacia adelante y, ahora sí, elige desde ti misma.
      Un abrazo,
      Vanessa

      Responder
  2. Carmen 23/07/2020

    Curiosamente me ha hecho sentirme bien, porque lejos de sentirme así, que no me atrevo a ser yo misma, estoy ahora en un momento en que sí lo soy. Soy yo misma. Digo lo que pienso. Y tengo a mi lado a una persona que me anima a ser la loca que se ríe hasta de su sombra.
    Pero me ha costado tiempo, y ayuda, me ha costado pasar por una relación toxica, en la que no se me aceptaba, y ayuda psicológica.
    Pero ahora me siento muy bien y soy feliz… al final… eso es lo que importa.

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 24/07/2020

      Qué chulo, Carmen. Me ha gustado mucho leerte, ¡me ha encantado lo de reirte de tu sombra! Felicidades por ese camino que has andado, disfrútalo mucho.
      Un abrazo,
      Vanessa

      Responder
  3. Mafer 23/07/2020

    Muchas gracias Vanessa por compartir. Nos ayudan mucho a reflexionar sobre esas cosas que no vemos. Y nos ayuda a aprender y avanzar.

    Un abrazo.

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 24/07/2020

      Muchas gracias a ti por decirme, Mafer :-).
      Un abrazo grande,
      Vanessa

      Responder
  4. Yamil 23/07/2020

    Es cierto, a veces por miedo a mostrarnos tal como somos y evitar que nos hagan daño nos ocultamos tras una mascara, un escudo donde dejamos ocultos nuestros sentimientos, lo malo que muchas veces por ser asi dañamos a personas que estan siendo abiertas con nosotros y por ende acabamos dañandonos a nosotros mismos. Entonces de nada vale ocultarnos si vamos a terminar igual, ¡hay que decir lo que siente cuando se siente!
    Gracias, saludos

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 24/07/2020

      Muchas gracias, Yamil. Qué bien lo has explicado. Estoy de acuerdo en todo excepto en lo de acabar igual… Una de las mayores satisfacciones de la vida es ser tú mismo y ser coherente con quién eres. En cambio, no serlo, puede causar uno de los dolores más profundos del alma. Por eso el final no será el mismo si nos mostramos que si no :-).
      Un abrazo,
      Vanessa

      Responder
  5. Susana 23/07/2020

    Vanessa, ¡¡¡me gustan tannnto tus posts!!! Ya te he escrito alguna vez para decírtelo, pero debería hacerlo todas y cada una de las veces porque realmente eres sabia.
    Muchas muchas gracias por tu trabajo que tanto bien nos hace, estoy segura, a todas.
    Fuerte abrazo, Vanessa
    Susana

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 24/07/2020

      Qué bonito, Susana. Mil gracias por tus palabras. Me alegro mucho de que te haga bien lo que lees aquí.
      Un fuerte abrazo,
      Vanessa

      Responder
  6. Ange 23/07/2020

    Hace tiempo tomé la decisión de no callarme más las cosas y ha sido todo un proceso de aprendizaje… Desde atreverme a hacerlo, hasta aprender la forma. Hoy tengo la oportunidad de ponerlo en práctica con mi familia y ¡¡uf que cuesta!! Porque surgen muchas peleas, porque no les gusta lo que digo o cómo lo digo o lo que soy (siempre fue un sistema muy opresor). Y ahí voy reforzándome yo misma, intentando sacar a la luz el valor de mi Ser y que nadie tiene derecho a volver a apagar.

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 24/07/2020

      Qué chulo, Ange. Qué bien ese camino que has andado… La vida es aprendizaje, lo importante es que ese camino, de lecciones de todos los colores, siempre te acerque a ti misma. Que siempre te lleve a sacar esa Luz que nadie tiene derecho a apagar y cuya única responsable eres tú misma. Así que felicidades.
      Un abrazo,
      Vanessa

      Responder
  7. Elizabeth Maria 24/07/2020

    Es cierto, a veces callamos para que no sepan como somos en realidad, a veces callamos y ocultamos nuestro dolor y pena, necesitamos exteriorizar aquello que llevamos dentro. Es una forma de liberarnos y poder vivir tranquilos. Realmente callar es enfermarse el corazon y el alma de pena.

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 24/07/2020

      Eso mismo, se enferma el corazón y el alma de pena cuando nos escondemos y no nos dejamos ver… :-). Muchas gracias por compartir, Elizabeth.
      Un abrazo,
      Vanessa

      Responder
  8. Bea 25/07/2020

    Hola Vanessa.
    Lo primero, gracias, siempre te leo pero no me decido a escribir.
    Hasta hoy.

    Estoy dentro de una relación toxica CONSCIENTE de que lo es. De hecho, recibì tratamiento profesional de forma voluntaria y me ayudò que a entender que estaba sometida a una «manipulaciòn» psicològica bastante grave por parte de mi pareja .

    Saquè valor y terminè la relaciòn (como tal), al averiguar que ademàs de todo, èl es adicto sexual con lo que esto supone (citas sexuales por redes, ciber sexo, infidelidades FISICAMENTE hablando, etc), lo que destrozò mi autoestima (de nuevo).

    A las semanas recibo mensajes, Whastapps, mails, llamadas etc con èl desesperado, que «por favor le ayude en esto, que irà a pedir consulta profesional para SALIR de eso».

    Ya no estoy a su lado como pareja pero me siento agotada y sin energía porque creo que yo debería ser la ULTIMA persona que le ayude en esto, ya que revivo continuamente toda nuestra horrible relaciòn de tres años llena de mentiras, gaslighting e infidelidades.

    Mi pregunta es Vanessa: «¿es bueno para mì que le dè mi apoyo y compañìa en un momento así?». Me siento rara, porque le quiero ayudar como ser humano que es, pero me siento absolutamente «estúpida» por estar en esta situacion.

    Necesito tu opinion profesional, por favor.

    Gracias a tod@s l@s que compartìs vuestras vivencias y a ti, Vanessa, por hacer esto.

    Besos inmensos de agradecimiento.

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 29/07/2020

      Hola Bea,
      Muchas gracias a ti por compatir. Dime tú, ¿crees que es bueno para ti que le des tu apoyo y compañía a esta persona? ¿Crees que eso te ayudará a recuperar la dignidad y la autoestima que has perdido en esa relación?
      En mi opinión un perfil como el que cuentas no cambia, o hay muy pocas probabilidades de que lo haga. Suele ser un perfil de muchas promesas y pocos hechos. Pero, aunque cambie, ¿crees que podrías volver a quererle y a confiar en él? Cuando alguien te hace mucho daño y algo se rompe dentro de ti es muy muy difícil hacer borrón y cuenta nueva…
      Como ser humano que es el primero y el único del que depende su bienestar es él mismo, igual que el tuyo sólo depende de ti. No está en tu mano ni es tu deber salvar a nadie más que a ti misma. Es mi opinión :-).
      Un abrazo grande,
      Vanessa

      Responder
  9. Leire 25/07/2020

    Hola Vanessa, muchas gracias por la labor tan bonita y tan maravillosa que haces con todas nosotras y que nos ayuda a seguir adelante. Todos los días peleó y no dejo de leer jamás ni un solo post tuyo, sólo decirte que gracias a ti he aprendido muchas cosas, que estaba en una vida que no quería estar, en un cuerpo que no quería estar y en un nombre que no quería tener y un pasado muy malo, pero poco a poco me voy recuperando. Gracias por estar ahí, mil abrazos.

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 29/07/2020

      Qué bien, Leire. Me alegro muchísimo, mil gracias por compartir tus avances. No dejes de confiar en ti nunca :-).
      Un abrazo enorme,
      Vanessa

      Responder
  10. Nose 26/07/2020

    No se puede decir la verdad, te echan del trabajo, o bien, te apartan de la sociedad, tus «amigos» ni te preguntan y tu familia te tacha de rara inconformista, sería poco sociable…

    Responder
    • Vanessa Carreño Andrés 29/07/2020

      Está bien. Si tú te sientes bien así es perfecto. Nada es correcto o incorrecto mientras a ti te haga sentir bien y no hagas daño a nadie.
      Un abrazo,
      Vanessa

      Responder

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicado. Los campos obligatorios están marcados como *



Únete a los más de 20.000 suscriptores, ¡con regalo incluido!

Apúntate GRATIS y descárgate ahora la guía “Los diez pasos clave para mejorar tu autoestima”.

No te enviaré nada de spam y puedes darte de baja cuando te apetezca

Los post más leídos

¿Quieres trabajar conmigo?

Rellena este formulario para tener una sesión de valoración gratuita”.

¡Hey!

no te vayas sin tu regalo

¿Quieres empezar a confiar en ti, sentirte segura y disfrutar de tu vida y de tus relaciones?
Apúntate gratis y llévate la guía “Los diez pasos clave para mejorar tu autoestima” de regalo.

¡SÍ, QUIERO!