Programa de Dependencia Emocional

Cómo Quererte, Liberarte y salir Fortalecida de una relación en la que No eres Feliz

Este programa es para ti si:

1.

Estás en una relación en la que no te sientes bien, pero eres incapaz de dejarlo. No te gustan algunos aspectos de su forma de ser, no te gusta cómo te trata o sientes que el amor se terminó, pero sigues ahí. Unos días estás bien y crees que tiene solución, pero a los pocos días vuelve la misma sensación de malestar.

2.

Sientes que tienes que luchar y esforzarte mucho para que la relación funcione. Sufres y te pasas horas pensando en qué hacer para que vaya mejor, para que os entendáis, para que no haya tantos conflictos. Has probado de todo pero nada funciona y siguen siendo muchos los momentos en los que tú no eres feliz.

3.

Llevas tiempo intentando que tu pareja cambie algo que para ti es importante, pero todo sigue igual. Ya sea porque no quiere o porque no puede, tú sigues sin sentirte bien con cómo es. Hay días en que crees que puedes aceptarle, pero al poco tiempo te vuelves a pillar a ti misma intentando que cambie.

4.

A veces dudas de ti, de si lo que tú piensas, lo que tú sientes o lo que tú haces está bien. Cada vez confías menos en ti misma y en muchas ocasiones te sientes culpable de que la relación no funcione. Te sientes insegura y pequeñita y haces todo lo posible por evitar un conflicto.

5.

Te dices que no estáis tan mal, que hay muchas parejas que están así, que podéis ir tirando, que también tiene muchas cosas buenas, que por los hijos, que ya se solucionará... Pero en el fondo de ti misma sientes que te estás conformando con menos de lo que tú quieres en una relación.

6.

No te sientes respetada, valorada o importante para él. Sientes que das más de lo que recibes. Que no te cuida, que no te apoya, que se aprovecha de ti, que no te da lo que necesitas, incluso que te engaña. Y, a pesar de ello, no pones límites ni te haces respetar. No lo hiciste la primera vez y cada vez te resulta más difícil ponerte en valor.

7.

En muchos momentos te olvidas de ti misma y solo piensas en que el otro se sienta bien, en gustarle, en complacerle y en hacerle feliz. En no molestarle y en ser como a él le gusta que seas. Sientes que tienes que renunciar a ser tú misma para que la relación funcione.

8.

La comunicación no es buena. Hay temas de los que no puedes hablar con esa persona, a pesar de que son importantes para ti. Además en muchos momentos no te atreves a expresar lo que piensas y lo que sientes, a pedir lo que necesitas y a decir lo que te molesta.

9.

Si piensas en cómo eras antes, no te reconoces. Te recuerdas mucho más viva, más alegre, más positiva, con más energía. Ahora estás triste, amargada, como viendo la vida pasar. Sientes que estás perdiendo el tiempo, que te estás perdiendo la vida, que ahí no puedes ser tú.

10.

Te da pánico imaginarte sin esa persona a tu lado. Te da mucho miedo dejarle y arrepentirte, no conocer a nadie más o que él conozca a otra y cambie justo cuando tú le dejes. Crees que no puedes vivir sin él, que no vas a ser capaz de estar sola, que le necesitas para respirar, que sin él nada tendría sentido.

¡Ya está! ¡Espabila! ¡Eso no es amor! ¡Es dependencia emocional!

Siento ser tan clara pero necesitas abrir los ojos para recuperarte a ti misma, igual que yo lo necesitaba cuando estaba en tu situación.

Imagínate Quererte, Liberarte y Salir Fortalecida de
esa Relación en la que No eres Feliz

Te presento mi Programa de Dependencia Emocional.

Si quieres recuperar tu autoestima, aprender a poner límites, superar tus miedos y sentirte capaz de soltar una relación tóxica, y estás dispuesta a hacerte responsable de tu bienestar, este programa es para ti.

Con este programa

Conseguirás

Tener una autoestima fuerte y sana que te permita sentirte libre para estar con quien de verdad te hace feliz, y alejarte si no es así. Escucharte, valorarte y sentirte capaz de decidir y de elegir lo mejor para ti. Coger las riendas de tu vida y darte permiso para ser feliz.

Conocerte mejor para darte cuenta de lo que te ha llevado a quedarte enganchada en una relación tóxica, y cambiarlo para que no te vuelva a pasar nunca y para que a partir de ahora disfrutes de relaciones sanas que fluyan con facilidad.

Tener muy claro cómo tiene que ser la persona que esté contigo, para diferenciar a la primera quien encaja y quién no. Estar con alguien porque de verdad te sientes bien a su lado y saber que si en algún momento eso cambia te alejarás de ahí, porque te quieres y quieres lo mejor para ti. ¡Sentirte merecedora de un amor sano y apostar por ello y por ti!

Sentirte segura de ti misma, de cómo eres, de lo que piensas, de lo que sientes y de lo que haces. Aprender a quererte, a respetarte y a tratarte como lo más valioso que hay en tu vida. Sentir que tú cuentas la que más y sentirte bien contigo sin depender de los demás. ¡Y sin celos irracionales!

Dejar de engañarte, si es que lo estás haciendo, y ser capaz de ver la situación con claridad. Aprender a escuchar a tu cuerpo y a confiar en ti y en tu intuición. Reconocer a esa voz interior que te dice que te mereces mucho más y que puedes conseguirlo.

Respetarte para que te respeten y valorarte para que te valoren. No dejar que nadie te menosprecie, te ningunee o te trate mal. Saber dónde están tus límites, sentirte capaz de ponerlos, saber cómo hacerlo y distinguir cuándo puedes confiar en alguien de cuándo no.

Recuperarte a ti misma, cuidarte, priorizarte y volver a sentirte libre para tomar tus propias decisiones y para elegir el camino que te haga feliz en tu vida y en tu día a día. Salir fortalecida y liberarte de las relaciones tóxicas para siempre.

Tener seguridad en ti y en tu manera de comunicarte, y decir lo que piensas, lo que quieres y lo que necesitas con tranquilidad. Ser asertiva, dar tu opinión y sentir que puedes expresarte con total libertad.

Sentirte alegre, plena, ilusionada, serena y feliz. Convertirte en la persona que necesitas ser para tener una relación de pareja basada en la confianza, el respeto y el amor, en la que sientas que puedes ser tú misma y que la persona que tienes al lado te quiere, te cuida y valora lo mismo que tú.

Confiar en ti y sentirte fuerte e independiente para resolver y superar lo que sea que venga. Dejar de decidir desde el miedo y empezar a decidir desde el Amor a ti misma. Sentirte poderosa y valiente para ser la protagonista de la vida que quieres y te mereces.

¿Qué cómo sé que conseguirás todo esto?

Porque yo he pasado por lo mismo que tú. Sí, he tenido dos relaciones tóxicas. De la primera no aprendí lo que la vida quería enseñarme y tuvo que venir una segunda para que me enterara bien. Pero ha merecido la pena, sin duda.

Gracias a eso decidí formarme en Dependencia Emocional para ayudar a mujeres que estuvieran pasando por lo mismo. Tengo muy claro cómo salir de una relación así y la importancia de fortalecer tu autoestima y de llevarte un aprendizaje para que no se repita. He ayudado a muchas mujeres que estaban en la misma situación que tú y estoy segura de que, si quieres y te comprometes, tú también puedes salir fortalecida.

J.P.

“Antes de empezar el proceso no sabía cómo poner límites, estaba llena de inseguridades, celos, desconfianza, miedos… Ahora me encuentro más suelta, me rio, me lo paso bien, doy mi opinión, estoy con confianza. Me has dado fuerza, me has despertado esa independencia, esas ganas de ir por lo que verdaderamente quiero, en eso estaba dormida. De lo que más satisfecha estoy es de escucharme, de ser honesta y de no estar por estar. Y, por supuesto, de tomar decisiones".

¿Lista para Quererte, Liberarte y salir Fortalecida de una relación en la que No eres Feliz?
Te invito a una primera sesión de valoración en la que te contaré cómo puedo ayudarte.

¿EN QUÉ CONSISTE MI
programa de Dependencia emocional?

Entre cinco y ocho sesiones de 90 minutos repartidas a lo largo del tiempo que necesitemos, normalmente entre tres y seis meses, para que recuperes tu autoestima, veas con claridad lo que está pasando y te sientas libre para decidir desde el Amor a ti misma.

Planes de acción personalizados para ti y herramientas para que pongas en práctica después de cada sesión. Se trata de que todo lo que trabajamos en las sesiones empiece a reflejarse en tu vida cotidiana lo antes posible.

Las sesiones se realizarán por skype.

Envío de contenido exclusivo que después de cada sesión pensaré y prepararé especialmente para ti y que servirá como refuerzo a lo que hemos trabajado en la sesión.

Diferentes técnicas, herramientas y recursos del Coaching, de la Programación Neuro-Lingüística, la Inteligencia Emocional, la terapia Gestalt, la terapia Racional Emotiva Conductual y la Psicología Positiva, adaptadas a ti y a lo que tú vayas necesitando.

Apoyo telefónico, por whatsapp y por email entre sesiones para resolver dudas y dificultades.

Un programa adaptado a ti, a tu momento y a tus necesidades, porque cada persona es única, especial y diferente. Y por eso tu proceso será justo lo que TÚ necesitas.

¡Empezarás a notar cambios a partir de la segunda sesión!

Laura Pascual

“Antes estaba insegura, preocupada e insatisfecha conmigo misma. Sentía culpa y poca confianza en mí. Ahora me siento tranquila, más segura y contenta conmigo misma. Lo mejor de todo ha sido aprender a escucharme a mí misma y a respetarme. Darle valor a lo que pienso y siento".

¿Te has dado cuenta de que si no superas tus miedos y no empiezas a valorarte nunca vas a encontrar a alguien que te quiera como te mereces?

Si ya no estás dispuesta a perder más tiempo y quieres hacerte a ti misma el mejor regalo que te hayan hecho en tu vida, este programa es para ti.

¿Por qué mi Programa de Dependencia Emocional es diferente?

  • Porque estoy especializada en mujeres con problemas de autoestima, relaciones y dependencia emocional, y no trabajo con nadie que no encaje en ese perfil. Si cuando hagamos la sesión de valoración te digo que puedo ayudarte, será porque de verdad sé que puedo ayudarte.
  • Porque yo he estado en tu lugar. He tenido dos relaciones tóxicas en las que, a pesar de estar sufriendo, era incapaz de dejar a esa persona. Me sentía culpable, tenía miedo a estar sola, no ponía límites y no me hacía respetar. Pero hice este trabajo que ahora te propongo a ti, y gracias a eso identifiqué lo que me estaba pasando, recuperé mi autoestima y aprendí lo necesario para que no me volviera a pasar.
  • Porque llevo más de quince años probando todo tipo de terapias y herramientas de crecimiento personal, aplicándolas en mí y después formándome en las que mejores resultados me han dado para poder aplicarlas en las mujeres con las que trabajo. He ido ajustando mi método para que sea muy práctico y efectivo.
  • Porque conmigo sabes cuándo empiezas y también cuándo terminas. Una vez que tengamos la sesión de valoración podré darte un tiempo estimado para trabajar juntas. He trabajado con tantas mujeres en la misma situación que para mí es muy fácil valorar cuánto tiempo necesitamos trabajar juntas para que mejores tu autoestima y salgas fortalecida.
  • Porque tendrás mi apoyo en todo momento a lo largo del proceso, ya sea por teléfono o por email. Se trata de que si tienes una dificultad no necesites esperar a la siguiente sesión para resolverla. Y siempre cuidando que poco a poco vayas ganando confianza en ti misma y que cada vez te sientas más capaz de resolver tú sola lo que te suceda.
  • Porque mi programa está diseñado y pensado para que lo que disfrutes muchísimo y sea algo que no olvides jamás. Creo que el resultado de cualquier proceso de cambio es mucho mejor cuando lo disfrutas y te ilusiona, y eso es algo que cuido mucho en mis programas.
  • Porque ya son muchas las mujeres a las que he ayudado a quererse, liberarse y salir fortalecidas de una relación en la que no eran felices, y su nivel de satisfacción después de hacer mi programa es muy alto. Un 92% consiguen su objetivo y el 100% mejoran su autoestima, ganan seguridad en sí mismas y ponen límites a las relaciones tóxicas.

Ana Mariño

“Antes no me hacía valorar frente a los demás. Me sentía una niña frágil, totalmente manipulable por las personas de mi entorno, temerosa de las circunstancias e hipersensible a la opinión y gestos de los demás… Ahora me priorizo, he comprendido que mi felicidad personal no es negociable, me quiero a mí misma tal y como soy y he empezado a lograr que los demás me respeten. Me siento capaz e ilusionada de nuevo, más libre y segura de mí misma. He recuperado mi fuerza interior".

¿Preparada para salir fortalecida de una relación tóxica y volver a sentirte viva y poderosa?

Te invito a una primera sesión de valoración en la que te contaré cómo puedo ayudarte.

Este programa no es para ti si:

1.

Si no estás dispuesta a responsabilizarte de ti misma y de tu bienestar, y prefieres vivir como una víctima de los demás o de las circunstancias.

2.

Si no estás dispuesta a comprometerte al 100% contigo misma y con el programa.

3.

Si tienes problemas de ansiedad, depresión o estás en tratamiento psiquiátrico.

4.

Si no estás abierta al cambio y a descubrir nuevas formas de vivir más beneficiosas para ti.